domingo, 22 de octubre de 2017

Nuevo edificio, nueva aventura


Por fin saco un ratito para contaros las novedades, que ha sido una semana muy intensa, los nuevos comienzos es lo que tienen, que son intensos y llenos de novedades. Todos aquellos que me seguís por otros lugares ya estáis al tanto del mayor de todos, he empezado una nueva vida en Madrid, aún sin residencia oficial pero si con la seguridad que pasaré allí grandes cantidades de mi tiempo.
¿Por qué ese cambio? ¿Por qué a una de las ciudades donde no me imaginaba viviendo? Pues porque las oportunidades surgen donde surgen y no donde uno quiere. Eso no las hace peores, sólo más desafiantes. Creo que va siendo hora de contaros esta aventura, ahora que ya no es un secreto.
Hace ya unos cuantos, bastantes, meses que surgió la posibilidad de optar a un puesto en el Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares. Un puesto que se parecía mucho a todo aquello a lo que yo me quería dedicar. De hecho llevaba mucho tiempo intentando crear un puesto igual en Salamanca, con éxito nulo, sólo los responsables saben por qué. Será una ciudad demasiado pequeña, supongo.
La cuestión es que a la vuelta de mi viaje a Japón, con la vista puesta en encontrar un nuevo lugar me topé con esta oferta, y en un arrebato de locura eché los papeles para optar a ella. Todo esto por Abril, más o menos. Como las cosas de Palacio van despacio aún tuvo que pasar un tiempo hasta que las calificaciones me definieron como uno de los candidatos a entrevista y allí que me dirigí.
Al presentarme ante un edificio tan grande e imponente, con una entrevista con más entrevistadores que un tribunal de tesis y mi "enorme" autoestima todo me superaba un poco. La entrevista fue muy bien, con un "tribunal" muy agradable. Lo cierto es que salí con buenas sensaciones de un posible futuro allí, no tanto por mi posible elección pero si como algo que podía no ser "tan malo".
Todo esto ocurrió por Julio, y lo que vino a continuación, pues ya es historia ¿no? Yo conozco el resultado hace ya bastante tiempo pero no ha sido hasta hace unos días que se ha oficializado todo y he podido contarlo. Había mucho que preparar, eso si, para un cambio de vida tan importante.

Esta semana que concluye ha sido mi primera semana en el nuevo centro y, como os podréis imaginar, ha sido muy intensa. Me he tenido que hacer a muchas cosas más o menos nuevas y, sobre todo, a la idea de que esto va en serio, que me han cogido en uno de los centros más importantes del país, si no del mundo, para realizar allí mi trabajo.
El primer día un lío, sin conocer a casi nadie, con muchos nombres nuevos que aprender y muchos rincones que descubrir. Poco ha poco las cosas han ido encajando, los nombres con las caras, la rutina se va creando y uno se va haciendo a todo lo nuevo.
La búsqueda de casa sigue, eso si, que parece que en este país es más difícil encontrar un sitio donde vivir que un trabajo. Y mira que por economía no será esta vez... Pero en la Capital es de un complicado, si quieres en alguna zona concreta... Pero ya no queda mucho para dejar ese cabo atado y bien atado.
La nueva gente parece muy agradable, me han acogido estupendamente y ya soy uno más en el laboratorio, las comidas y demás momentos de grupo. Se ven expertos en su tarea, cosa natural dado el tiempo que llevan realizándola y el empeño que le ponen. Y es que el horizonte de continuidad laboral es uno, de los muchos, beneficios de esta oportunidad (pero de eso ya iremos hablando en otro momento).
Vaya instalaciones, vaya máquinas, vaya poderío económico. Cómo se nota la diferencia de presupuestos. Yo había leído sobre estos secuenciadores, incluso había utilizado datos salidos de ellos, pero ahora que los tengo en la misma planta... es que son otra historia. Seguro que de aquí salen una buena cantidad de historias interesantes.
Los nuevos datos imponen nuevos retos y espero estar a la altura de los mismos. Me asusta enfrentarme a ellos, no por no ser capaz de superarlos con éxito, pero si por la novedad en si misma, por la importancia diferente que tienen, por las nuevas responsabilidades.

Y, de momento, ya está bien, que tampoco quiero aburriros. Una semana sin poder pasar por aquí, por excesiva falta de tiempo, y porque la vida más o menos volátil es lo que tiene, dan para más, pero yo quiero descansar y estar fresco mañana. Espero haber saciado vuestra intensa curiosidad, que se que es grande. No se si podré escribir esta semana que viene, de la misma forma que no pude la pasada, hasta que no tenga un lugar donde llevar uno de mis ordenadores, como es debido, seguiré con esta ausencia obligada. Igual mañana puedo publicar alguna cosilla, pero no os prometo nada, también quiero un poco de tiempo para mi. Eso si, recordaros que, si queréis saber más cosas, u os pica demasiado la curiosidad, siempre existen formas de preguntarme directamente.
Nuevas aventuras comienzan y las terminadas quedarán en la memoria. Todo nos modela y nos define, todos los universos con los que interactuamos. 

domingo, 15 de octubre de 2017

Comienzos

Cuando algo concluye hay nuevas aventuras que aprender. Y en esas estamos, nuevas puertas que se abren y que hay que cruzar para que la vida siga. Naturalmente que pueden salir mejor o peor pero, al menos en este caso, las expectativas son buenas, muy buenas, pero claro, es que era fácil mejorar. En cualquier caso ya os contaré con más detalle cuando disponga de un medio más oportuno, voy a estar unos días sin demasiado acceso a un ordenador con el que poder escribir como es debido, pero quería dejar constancia de que estamos empezando una nueva etapa con un nuevo horizonte abierto a los cambios y las mejoras.

viernes, 13 de octubre de 2017

Diez son muchos años

He estado pensando cómo hacer esta entrada durante bastante tiempo y no se me ha ocurrido una forma óptima. De hecho pensé en una foto concreta para ilustrarla y al final se me pasó hacerla, una lástima :S. Pero si que quería dejar constancia escrita de este momento, al fin y al cabo ya dije a principios de año que éste iba a ser un año de finales, como lo está siendo y éste no es más que uno de ellos, uno bastante importante.
Ya no recuerdo bien si han sido 10 u 11 años, pero lo cierto es que ha sido mucho mucho tiempo, pero hasta los largos periodos tienen un final, y no tiene por qué ser algo malo, ni bueno, simplemente algo que ocurre. Si puedo decir que ha sido menos traumático de lo esperado, como casi todo en la vida, que es más descafeinada de lo que uno se espera.
Para más... 'conmemoratibilidad' este está siendo el post 1400 de este blog, en el total entre publicados y no publicados, que oye, es un número bastante redondo. Me gustan los números redondos, son más bonitos, tienen esa cualidad.

jueves, 12 de octubre de 2017

Preparativos y demás ocupaciones

Como podéis ver (bueno no lo veis pero queda más dramático ponerlo así) vuelvo a estar terriblemente ocupado últimamente. Tanto que ni siquiera he podido comentar por aquí que por fin he superado la pequeña marca de 50 citas que marca Google Scholar. No es mucho, pero tampoco es moco de pavo.
En fin, que ando ultimando ciertas cosas de las que ya os informaré debidamente, y dentro de poco, porque al final los cambios más grandes se han precipitado y ocurrirán antes de lo previsto. Y bueno, en cuanto al resto de obligaciones, como siempre yo estoy cumpliendo perfectamente a los encargos, aunque los datos de partida estén como están. Ya no depende de mi que se hagan bien y está claro que de quien depende... le importa una mierda.
Al final siempre toca exprimir lo que hay, pero por suerte yo si que se hacer bien mi trabajo y las cosas van saliendo lo mejor posible.
No os aburro más por hoy, que es fiesta y no es plan de haceros leer tochos enormes de texto, sólo quería pasar por aquí a saludar que se que hay gente interesada en saber de mi vida y tampoco es plan de abandonaros, y más ahora que es posible que no pueda, durante un tiempo, publicar con la asiduidad que me gustaría.

martes, 10 de octubre de 2017

El sacrificio de Senua ha llegado a mucha gente


Hoy es el día de las enfermedades mentales, esas grandes desconocidas que pueden ir desde trastornos tratables hasta verdaderas losas crónicas que persiguen a quien las sufre toda la vida. Los desarrolladores de Ninja Theory pensaron en diseñar un juego que mostrase el lado más oscuro de la esquizofrenia y les salió una gran obra narrativa que logra contactar con las personas que la sufren.
Si bien es cierto que no es el primer videojuego que trata sobre diferentes enfermedades mentales, ahí tenemos el genial Mind, Path to Thalamus, si que es el último y parece que ha contado con muchísimas muestras de cariño por parte de los que lo han jugado. Yo aún no me he hecho con él al no contar con versión física, pero si que estaba en la lista de imprescindibles de esta generación para cuando se pueda.
En fin, que me ha parecido una muy buena idea la que han tenido desde Ninja Theory de donar todos los beneficios del juego durante el día de hoy para el tratamiento de estas enfermedades así que ya sabéis, si lo estáis pensando hoy puede ser un buen día para hacerse con él.

domingo, 8 de octubre de 2017

[Análisis] Hook


Hace mucho tiempo que no os pongo por aquí ningún análisis de videojuegos, ya que tengo otros medios para sacarlos, pero hoy me apetece hablaros de uno de mis más recientes descubrimientos. Se trata de Hook, un juego de puzles rápidos, creado originalmente para móviles, que presenta una dinámica diferente y desafiante, que son dos características muy importantes en un juego de este tipo.


Yo lo descubrí gracias a una de esas ofertas locas del 100% de descuento. Vamos que durante un día o dos lo regalaron en la Play Store (luego me di cuenta que también lo tenía por un Humble Bundle, pero eso ya es otra historia...). Pero una cosa era tenerlo en el móvil y otra muy distinta jugarlo, ya sabéis que la Pila es alta y poderosa. La cosa es que hace unos días, volviendo de un viaje improvisado, estaba aburrido en el tren y me dio por probarlo y me gustó tanto que os voy a hablar un poco de él.

jueves, 5 de octubre de 2017

Ética y Moral - Lidia Guevara

Ética y moral se titula esta canción de Lidia Guevara que hace referencia a toda esa gente que carece completamente de ambas virtudes. Bueno, si es que se pueden considerar virtudes porque, como bien dice la canción "por ser honesta nunca he conseguido nada" y en este mundo en el que vivimos la gente honesta y que actúa con ética no es más que la que se lleva los palos.
Está claro que es mucho, muchísimo más óptimo no tener moral ninguna, no reconocer los errores y vivir llorando para no asumir los propios fallos. ¡Qué se jodan los demás!. De verdad que me gustaría poder ser así, se conoce que para toda esa gente la vida es mucho más fácil.